Niño haciendo inhalación con nebulizador en la clínica.
Última actualización: 16 febrero, 2021

Nuestro método

16Productos analizados

55Horas invertidas

10Artículos evaluados

98Opiniones de usuarios

Los cambios bruscos de temperatura en algunas estaciones del año nos conducen habitualmente a los síntomas de tos, resfriado y otras enfermedades pulmonares. En estos casos, ¿quién no ha utilizado un nebulizador para combatirlas? ¿Sabías que estas y muchas otras enfermedades como el asma y la EPOC pueden ser tratadas con un nebulizador?

Y más aún, ¿sabías que la evolución de estos aparatos los convirtió en tan pequeños que los podemos llevar en un bolsillo y que ahora son sumamente silenciosos? En este artículo, vamos a responder todas las dudas que surjan sobre este tratamiento médico. Hablaremos de cómo usarlo correctamente, hasta lo que debemos considerar al momento de adquirir uno.




Lo más importante

  • El nebulizador es un aparato médico que sirve para tratar diversas enfermedades respiratorias como el resfriado, la tos, el asma y el EPOC.
  • Nebulizar es un proceso sencillo de hacer y sumamente efectivo. Es comúnmente recomendado por los médicos en pacientes de todas las edades.
  • Existen nebulizadores equipados con elementos intercambiables, los cuales los hace muy prácticos ya que sirven para toda la familia.  En la última sección, puedes ver los criterios de compras más importantes para hacer tu mejor adquisición.

Los mejores nebulizadores del mercado: nuestras recomendaciones

A continuación, elaboramos una lista detallada de los mejores nebulizadores que se pueden encontrar en el mercado. Aquí también se mencionan las características principales de cada modelo, a quién está dirigido y sus principales funciones.

El mejor nebulizador según su relación calidad-precio

Si lo que buscas es una opción económica y de calidad, recomendamos el nebulizador portátil de la marca MAYLUCK. Este cuenta con la ventaja de ser un equipo fácilmente portable por su tamaño y que además lo podemos utilizar tanto con dos pilas como con una batería. Solo recuerda que debes elegir una sola opción.

También es un aparato ideal para quienes necesiten tranquilidad ya que contiene una frecuencia de ruido menor de 25 dB. Esto lo hace muy eficiente para el trabajo ya que no genera distracciones.

El mejor nebulizador de pistón

Si estás buscando un nebulizador de última tecnología pero que a su vez sea de uso fácil, la empresa Valdotek nos trae esta magnífica opción. El Sistema de Compresor Cool Mist funciona de una manera muy intuitiva: solamente debemos enchufarlo, apretar un botón y listo.

Dentro de sus principales características podemos destacar su filtro de algodón actualizado, el mínimo ruido del aparato y la estabilidad que proporciona cuando se enciende. Además, viene con un kit muy equipado que incluye entre otras cosas una máscara para niño y otra para adulto.

El mejor nebulizador portátil

Si estás pensando en realizar algún viaje o solo deseas comprar un nebulizador que sea fácilmente transportable, el GoorDik portátil es la mejor opción para ti. Este producto cuenta con un kit completo que incluye materiales livianos y aparatos silenciosos.

Otro punto a favor, es que no incluye baterías, por lo cual podremos utilizarlo de inmediato sin necesidad de hacer una carga previa. También se encuentra apto para ser utilizado tanto en niños como en adultos, lo cual lo hace sumamente práctico.

El mejor nebulizador para niños y adultos

Este nebulizador elaborado por MAYLUCK es una excelente opción para quienes buscan comprar un equipo que incorpore accesorios de niños y adultos. Además, se caracteriza por su tamaño pequeño y por su bajo peso, lo cual nos permite trasladarlo con facilidad y usarlo en cualquier lado.

Si buscas contar con un equipo que garantice el cuidado de los niños este equipo cuenta con un sistema que detecta la falta de agua y se apaga automáticamente. De esta forma se pueden evitar daños en el equipo. Por otra parte, se adapta a la mayoría de los síntomas respiratorios, lo que lo hace práctico por su amplia usabilidad.

El mejor inhalador de vapor

Si estás buscando una alternativa al nebulizador, este inhalador fabricado por la empresa Crane es una solución ideal. Este aparato genera vapor a través del uso de agua de manantial, por lo cual no requiere de medicación. Además, es de uso sencillo e ideal para niños ya que tiene una duración automática de 15 minutos y no necesita una supervisión de los padres como otros aparatos más complejos.

También cuenta con un tamaño pequeño y un peso muy liviano de 7 oz, lo cual lo convierte en ideal para transportarlo a cualquier lado. Es por esa cualidad que un niño lo puede sostener fácilmente durante mucho tiempo. Además, la batería es de alto rendimiento y dura hasta 2 hs por carga.

Guía de compras: Lo que debes saber sobre el nebulizador

Si estás pensando comprar un nebulizador, ya sea para el cuidado propio o el de tu familia, en esta sección te contaremos todo lo que debes saber sobre estos equipos. Aquí aprenderás los conceptos más importantes sobre su funcionamiento y su cuidado ¡Sigue leyendo para enterarte de esto y muchas cosas más!

 Joven usando nebulizador

Nebulizar es un proceso sencillo de hacer y sumamente efectivo. Es comúnmente recomendado por los médicos en pacientes de todas las edades. (Fuente: Olga Yastremska: 98130878/ 123rf.com)

¿Qué es el nebulizador y qué ventajas tiene?

El nebulizador es un aparato que se utiliza en determinados tipos de enfermedades. Las más comunes suelen ser las respiratorias pero también sirve para tratar el asma y el EPOC. La preparación es muy simple: consiste en verter un medicamento de forma líquida para que llegue a las vías respiratorias en forma de vapor.

Una vez que el vapor haya sido inhalado, la solución que preparamos como medicamento se encontrará directamente en los pulmones sin poner en riesgo la salud del paciente. Es por su proceso simple y por su seguridad en el método que el nebulizador es recomendado tanto en niños como en adultos.

En cualquier caso de uso siempre es preferible contar con la autorización de un médico, ya que es indispensable saber algunas cuestiones como la cantidad o el tipo de medicamento recomendado. Así como también el tipo de nebulizador que se recomienda según el paciente. Hay que considerar que no todos tienen los mismos síntomas ni la misma enfermedad.

Por último, debemos mencionar la importancia de la esterilización del equipo luego de cada uso. Es importante lavar cada parte que se utiliza en el paciente con agua tibia, no todo el equipo ya que podemos dañarlo. A continuación, puedes ver sus ventajas en la siguiente tabla.

Ventajas
  • Es recomendado en niños y adultos.
  • Es útil para tratar diversas enfermedades.
  • Se puede usar con distintos medicamentos.
  • Los aparatos suelen ser de uso intuitivo.
  • Existen diversos tipos de nebulizadores según nuestro gusto.
  • Tiene menos efectos secundarios que otros tratamientos.
Desventajas
  • El proceso suele durar poco ya que se agota el medicamento rápidamente.
  • Muchos aparatos no suelen ser resistentes.
  • Algunos nebulizadores son muy ruidosos.
  • Si se usa mucha dosis puede generar algún efecto secundario como taquicardia.
  • Requiere una limpieza semanal.

¿Por qué es importante nebulizar?

Básicamente, la nebulización es uno de los métodos más eficaces y simples de realizar para tratar las enfermedades respiratorias más comunes. Su procedimiento sencillo hace que cualquier persona que no tenga conocimiento de medicina pueda verter el medicamento necesario para tratar el problema y realizar el procedimiento de sanación eficazmente.

Este recurso es tan eficaz que es recomendado comúnmente por médicos para el tratamiento de enfermedades en bebés, niños y adultos.

La sensación de alivio y el descongestionamiento suelen ser uno de los motivos por lo que la mayoría optan por la nebulización. A esto se suma que sirve para expectorar en aquellos pacientes con flemas.

Además, es ideal contar con un aparato para cuando vienen los cambios de temperatura repentinos y necesitamos una opción práctica. Estos equipos no suelen ocupar mucho espacio en la casa y la mayoría cuenta con un algún estuche para guardar los kits.

¿Cuándo se debe nebulizar?

Se recomienda nebulizar para tratar enfermedades respiratorias que suelen ser comunes como es el caso de la bronquitis y el resfriado. Estas suelen aparecer principalmente en niños y se potencian con los cambios bruscos de temperatura que vienen en los cambios de estaciones.

Otro uso común del nebulizador, los encontramos en pacientes que tienen asma leve o moderada, EPOC y enfermedades que producen flema. En todos estos casos, es recomendable el tratamiento médico para que determine el grado de complejidad del síntoma y que además resuelva si es necesario alguna otra vía para combatir la enfermedad.

madre cariñosa usa un inhalador para su hijo en el parque

El nebulizador es un aparato médico que sirve para tratar diversas enfermedades respiratorias como el resfriado, la tos, el asma y el EPOC. (Fuente: Syaidi: 95622080/ 123rf.com)

¿Cómo debo nebulizar?

Nebulizar es muy sencillo. Primero se debe preparar el equipo uniendo todas sus partes y utilizando la mascarilla correcta.

  1. Luego, se debe verter el medicamento dentro del compresor con la dosis recomendada por el médico.
  2. Una vez hecho todo eso, el paciente se coloca la mascarilla y se enciende el equipo para comenzar a inhalar el aerosol.
  3. De esta forma se evita contaminar el equipo.
  4. También es fundamental realizar una limpieza luego del uso del nebulizador y seguir la recomendación de que solamente se utilice una mascarilla por persona.

¿Cuánto tiempo debo nebulizar?

El tiempo del tratamiento va a depender de la recomendación médica. Esta va a estar ligada al cuadro del paciente y a la enfermedad que esté padeciendo. Si la persona se encuentra en un estado grave, es probable que aumente la cantidad de veces. También puede variar acorde a la cantidad de medicamento establecido y a la edad del paciente.

Más allá de cada caso en particular, generalmente se suele establecer como un tiempo adecuado para nebulizar de unos 10 a 20 minutos. Además, se recomienda hacer una espera de al menos 15 a 30 minutos entre cada nebulización.

Niño haciendo inhalación con un nebulizador en casa

Básicamente, la nebulización es uno de los métodos más eficaces y simples de realizar para tratar las enfermedades respiratorias más comunes. (Fuente: alexandersafonov: 64184118/ 123rf.com)

¿Cómo preparar el nebulizador?

La mayoría de los nebulizadores tienen una preparación similar, ya que los equipos suelen tener los mismos elementos. En principio, hay que recordar lavarse bien las manos para no contaminar nada. Luego debes colocar el medicamento en el compresor. Terminado con esto, hay que colocar la mascarilla en el tubo de oxígeno y ajustarla bien para evitar cualquier tipo de fuga del medicamento.

Al finalizar este proceso hay que conectar el tubo de oxígeno en el vaso del nebulizador y luego enchufar el equipo. Ahora es momento de colocarse la mascarilla en el rostro y ajustarla bien para evitar que el aerosol salga por los laterales. Luego, solo queda enchufar el aparato y empezar a inhalar el medicamento. Terminado con esto se deben limpiar las partes donde se vertió el líquido en el nebulizador, como así también la mascarilla y el tubo de oxigeno.

En caso de que el nebulizador sea utilizado en niños se puede considerar colocar algún juego cerca a modo de distracción. Solo hay que tener en cuenta que no debe generar mucho movimiento para evitar desestabilizar la máscara o el tubo de oxígeno.

Una mujer hace inhalación a una niña en casa con nebulizador

Existen nebulizadores equipados con elementos intercambiables, los cuales los hace muy prácticos ya que sirven para toda la familia. (Fuente: alexandersafonov: 127507216/ 123rf.com)

¿Cómo limpiar el nebulizador?

La limpieza del nebulizador es fundamental para garantizar la eficacia en el tratamiento de la enfermedad. Tanto es así que las empresas que los fabrican insisten constantemente en este punto. Es fundamental para el mantenimiento del equipo lavar cada una de sus partes por más que este no sea utilizado. Algunas compañías recomiendan lavarlos todas las semanas, pero hay otras que reconocen que cada tres es suficiente.

  1. El primer paso que debemos seguir es lavar nuestras manos para no contaminar las partes.
  2. Luego debemos separar todas las partes del nebulizador. Esto va a depender del tipo de marca que tengamos, pero generalmente van a ser: la máscara, el tubo de oxígeno y elementos que unan a estas dos partes.
  3. Debes lavar cada pieza en agua tibia en al menos un minuto y medio.
  4. Para que las partes queden secas es necesario dejarlas al aire libre para que el agua se evapore. Es preferible hacer esto en vez de usar toallas o servilletas. Este proceso puede tardar hasta dos horas.
  5. Luego debes guardar las partes del nebulizador en bolsas limpias.
  6. Antes de guardar todo, hay quienes optan por conectar todo el equipo y hacerlo andar diez minutos para que se seque completamente.

¿Nebulizador, humidificador o vaporizador?

Esta es una pregunta frecuente al momento de comprar un equipo para solucionar problemas respiratorios. En principio, hay que establecer que los tres cumplen funciones distintas pero que en muchos casos se combinan.

  • El nebulizador es un equipo que se aplica de forma directa en el sujeto para inhalar medicamento y que su tratamiento tiene un tiempo de duración efímero.
  • El humidificador es un aparato de uso doméstico que sirve para aumentar la humedad dentro del hogar. La principal diferencia es que el vapor lo genera con agua fría y en un ambiente abierto en donde los valores de humedad se encuentran por debajo del 45%. Este aparato es ideal para colocarlo en las habitaciones de los niños cuando tienen dificultades respiratorias.
  • El vaporizador funciona hirviendo el agua que contiene el equipo y generando de esa forma la humedad. Este es más inseguro que el humidificador ya que el aparato almacena agua caliente y es más peligroso para los niños. Es por eso que se recomienda utilizarlo en lugares donde pueda haber una supervisión de los padres y desconectarlo durante la noche.

¿Qué tipos de nebulizadores hay?

En cuanto a la clasificación de los nebulizadores tenemos que destacar tres.

  • El nebulizador de compresor o tipo jet es el más común de todos. Este funciona a partir de un compresor mecánico de aire o gas comprimido que permite inhalar el medicamento como vapor.
  • Los nebulizadores de malla cuentan con una membrana fina por donde pasa el líquido y se convierte en pequeñas gotas que luego son inhaladas. Este tipo de aparato suele venderse de dos formas: o con una malla estática o con una vibradora.
  • El nebulizador ultrasónico se basa en el efecto piezoeléctrico. Dentro del aparato se genera una corriente eléctrica que produce fuertes vibraciones para preparar el medicamento de una forma muy rápida. Estos equipos suelen ser costosos pero muy silenciosos. Además poseen una alta tecnología que produce gran cantidad de vapor en poco tiempo. Lo vemos en la siguiente tabla:
Nebulizador de compresor Nebulizador de malla Nebulizador ultrasónico
Peso Generalmente pesados. Livianos. Generalmente livianos.
Ruido Generalmente no. No. No.
Portabilidad No. Sí. La mayoría sí.
Tecnología Mayormente avanzada. Avanzada. Avanzada.

Criterios de compra

En el momento de comprar un nebulizador son muchos los criterios que debemos evaluar para elegir la opción adecuada para cada uno. A continuación, detallaremos nuestra selección sobre lo más importantes a tener en cuenta cuando se busca adquirir este tipo de producto.

Función

Este es sin dudas una de las características más importante a considerar sobre los nebulizadores. Esto es porque muchos equipos no están preparados para el tratamiento de todas las enfermedades. Hay aparatos que sirven para combatir el congestionamiento y otros para el tratamiento de síntomas respiratorios complejos como el asma o el EPOC.

A esto debemos sumarle la posibilidad que tienen los equipos de intercambiar piezas para que funcionen con distintas edades de pacientes. En ese caso, existen algunos nebulizadores que son sumamente prácticos al permitir colocar mascarillas de niños y de adultos, lo cual permite que si hay dos personas enfermas de distintas edades puedan realizar el tratamiento con el mismo aparato.

Nebulizador para inhalación sobre fondo azul y amarillo.

La limpieza del nebulizador es fundamental para garantizar la eficacia en el tratamiento de la enfermedad. (Fuente: akifyevasvetlana: 143750337/ 123rf.com)

Material

En este punto hay que mencionar que la importancia principal de los materiales de los nebulizadores se basan en las partes internas del mismo. Ahí encontramos la capacidad para la absorción del medicamento y la potencia en la que lo expulsa para ser inhalado. Otro punto importante es la fuente de alimentación de energía, ya sea a baterías o a pilas.

A esto hay que sumarle los materiales adicionales que trae el equipo o el kit. Muchos nebulizadores traen más de una mascarilla, las baterías y el cable de carga, pilas, estuche para guardar las piezas, manuales de instrucciones, entre otras cosas.

Edad

Si bien la mayoría de los nebulizadores cuentan con mascarillas intercambiables para que se adapte a todo tipo de edades, hay equipos que se especifican en concreto a niños o a adultos. Un gran reflejo de esto son los aparatos portátiles que son individuales y vienen personalizados según la edad.

Mucho de esto se refleja en el diseño de los equipos. Hay algunos que vienen en forma de animales para que los niños asocien el proceso de nebulizar con algún elemento conocido. Estos cuentan con tubos y mascarillas pequeños para que se adapten al rostro del paciente. Otros aparatos, en cambio, expulsan grandes cantidades de medicamentos al paciente, los cuales no se recomendaría usar en menores.

Niño rubio en inhalador de nebulizador

Hay aparatos que sirven para combatir el congestionamiento y otros para el tratamiento de síntomas respiratorios complejos como el asma o el EPOC. (Fuente: Serhii Yevdokymov: 126243645/ 123rf.com)

Portabilidad

Este es quizás uno de los criterios más considerados a la hora de comprar un nebulizador. Los avances tecnológicos permiten que los pacientes puedan contar con un equipo sumamente pequeño e igualmente efectivo.

Es una opción ideal para niños y adultos que se encuentran enfermos y deben asistir a clase o al trabajo. Tan solo si tienen 15 minutos disponibles se podrán nebulizar.

Además, hay que considerar que estos dispositivos son sumamente prácticos en pacientes que tengan enfermedades respiratorias complejas. Por eso, es recomendado en personas con asma y EPOC más allá del grado que presenten en cada caso.

Equipos silenciosos

En el momento de comprar un nebulizador un requisito común exigido por la mayoría de los compradores es preguntar cuánto ruido tiene el aparato. Estos comúnmente difieren, pero se encuentran en un porcentaje habitual que va entre los < 25 dB (A) hasta < 65 dB (A) de ruido.

En cuanto a los equipos portátiles, en su mayoría el índice de ruido es nulo. En este punto le saca una gran ventaja a los aparatos fijos que suelen ser más grandes y potentes. Más allá de esto, hay que reconocer la tendencia de disminución de ruido en todos tipo de nebulizadores.

Resumen

Nebulizar es un procedimiento sumamente recomendable para tratar diversas enfermedades respiratorias. Las características de los equipos suelen variar demasiado, por lo cual es indispensable asesorarse bien al momento de adquirir uno. Además, hay que pensar para qué tipo de enfermedad es y quien lo utilizará.

Si bien nos podemos nebulizar sin la presencia de una autoridad en salud, no debemos olvidarnos de la importancia de acudir a un médico para que determine el medicamento y las dosis para cada caso. Esto es fundamental, ya que si bien el proceso es sencillo, no quiere decir que la enfermedad también lo sea.

(Fuente de imagen destacada: Roman Zaiets : 145716166/ 123rf.com)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Evaluaciones