Última actualización: 19 abril, 2020

La decoración de una casa no se compone solo de los muebles, sino también de diferentes pequeños detalles. Es importante que los tengas en cuenta para dar un toque especial a tu hogar. Algo que te puede ayudar a conseguirlo es contar con alguna repisa. Se trata de un pequeño mueble auxiliar que se ancla en la pared y en el que se pueden colocar diferentes objetos.

Las repisas pueden estar fabricadas con diferentes materiales. Además, también pueden tener distintas formas, tamaños o colores. En el mercado encontrarás una gran variedad de modelos, pero tendrás que descubrir cuál es el que mejor cubre tus necesidades. Para que lo consigas, hemos preparado esta completa guía de compra. Presta atención a todo lo que verás en ella.

Lo más importante

  • A la hora de comprar una repisa debes tener claras tus necesidades. Es importante que así lo hagas porque son muchos los modelos que tienes a tu alcance.
  • Otro aspecto que debes valorar es dónde vas a colocar la repisa. Dependiendo del uso que quieras darle, tendrá que contar con unas características o con otras. Además, aunque haya distintos diseños, no todos serán válidos para las diferentes estancias de tu hogar.
  • Como verás en la sección criterios de compra, es importante que pienses en el uso que le darás a la repisa. Por supuesto, también en las unidades que vas a comprar. No olvides valorar cuáles serán las medidas más apropiadas y el peso que deseas que soporte.

Las mejores repisas del mercado: nuestras favoritas

Seguro que a la hora de efectuar cualquier tipo de compra sueles preguntar a tus conocidos si han probado el producto. Si no lo han hecho, es posible que busques en Internet las opiniones de otros compradores. Es lógico conocer de primera mano su calidad, es muy valioso. En el siguiente listado descubrirás algunas de las mejores repisas del mercado según los usuarios.

Las mejores repisas flotantes

Es un juego compuesto por dos repisas de color blanco. Son perfectas para colocar diferentes objetos decorativos o libros, por ejemplo. Sus medidas son 38 centímetros de ancho por 10,16 centímetros de fondo.

El estante también lo encontrarás en color negro.
En nuestra opinión, estas dos repisas quedarán perfectas en cualquier estancia de la casa. Están fabricadas con tableros ligeros de MDF. Su montaje resulta muy sencillo y su limpieza también lo es.

Una buena apuesta por una repisa colgante

Es una repisa colgante y original. Decimos esto porque se trata de tres estantes que están unidos entre sí. Uno es de mayor tamaño y los otros dos más pequeños. Este modelo es blanco y negro, pero hay otras opciones.

Pensamos que esta repisa la puedes colocar en cualquier estancia de la casa. El montaje no resulta complicado y cuenta con dos enganches. El estante está fabricado en MDF y la distancia entre los dos enganches es de 38,5 centímetros.

La mejor apuesta por repisas de madera

Si estás buscando repisas de madera que además cuenten con un buen precio, ya las has encontrado. Se trata de tres estantes con diferentes dimensiones (Grande: 43x 15x 17 cm. Medio: 33 x 15 x 17 cm. Pequeño: 22.5 x 15 x 17 cm.).

Están elaboradas en madera rústica con soporte de metal negro y a nosotros nos parece una excelente elección. Lo mismo opinan los usuarios, que la han puntuado con 4,3 sobre 5 estrellas y resaltan su funcionalidad y estética.

La mejor repisa de madera para niños

Si hay un estilo decorativo que está de plena actualidad, este es el nórdico. Como esta repisa de madera, que cuenta con una cuerda de algodón con pequeños adornos también de madera, ideal para la habitación de los niños y muy económica.

Las medidas de la repisa son 38 x 14 x 55 centímetros. Cuenta con un colgador de cuerda que puedes fijar al techo o a la pared. El estante es en sí mismo una pieza decorativa. A nosotros nos encanta, ¿y a ti?

Una buena apuesta por una repisa de madera para el baño

Si lo tuyo es la ecología, estarás encantado con esta repisa de bambú para el baño, al igual que la mayoría de los compradores. Se trata de una repisa elegante, pero muy práctica. Cuenta con altura ajustable en cada uno de los 3 estantes, es fácil de montar y limpiar, y sus medidas son 60 x 15 x 54 cm.

Desde nuestro punto de vista, es una repisa ideal y muy fácil de montar. Los usuarios le otorgan 4,6 de 5 estrellas y destacan su excelente calidad.

Guía de compras: Lo que debes saber sobre las repisas

Conocer algunos de los modelos de repisa más valorados por sus usuarios ha resultado muy útil. Seguro que ahora tienes más claro el partido que podrás sacar a este elemento decorativo tan sencillo. Pero todavía necesitas descubrir nuevas características para hacer la mejor compra posible. Así que, presta atención a todo lo que verás en las siguientes líneas.

Mujer en sofá

Existen opciones de repisas bastante económicas.
(Fuente: Rido: 71465177/ 123rf.com)

¿Qué es una repisa?

Una repisa es una tabla que se coloca de manera horizontal en la pared. Puedes encontrar distintos modelos, con ciertos componentes adicionales. Pueden tener un uso meramente práctico, pero también cumplir una función más decorativa. Además, cuentan con dos tipos de soportes, ocultos y visibles. Están fabricadas utilizando diferentes materiales

¿De qué materiales pueden estar hechas las repisas?

Las repisas se fabrican utilizando distintos materiales, como comentamos en el apartado anterior. Es importante que los conozcas para que tomes la mejor decisión posible. Piensa que debes equilibrar tanto tus gustos como tus necesidades. Te mostramos sus principales características de manera esquemática en la siguiente tabla.

  • Madera: Son las más utilizadas y dan calidez al cuarto.
  • Plástico: Resistentes y perfectas para habitaciones infantiles.
  • Acero inoxidable: Son muy elegantes, pero más difíciles de limpiar.
  • Vidrio: Son delicadas, pero aligeran el ambiente de la estancia.
  • MDF: Es un subproducto de la madera, pero más económico.

¿Qué tipos de repisas de madera puedes encontrar?

Como has visto en la tabla anterior la madera es el material más utilizado a la hora de fabricar repisas. Es lógico, ya que ofrece una gran resistencia y soporta muy bien tanto el peso como el paso del tiempo. Como bien sabes, existen diferentes tipos de madera, dependiendo de su origen. A continuación, te mostramos los más adecuados para las repisas.

  • Pino. Es un material bastante económico, se pinta con facilidad y ofrece una gran resistencia al paso del tiempo. Por todo lo comentado, es uno de los que más se utiliza. Eso sí, no sobrecargues la repisa, ya que puede estropearse.
  • Cerezo. Es bastante resistente y además tiene un color muy atractivo. Soporta bastante bien el peso. En muchos casos, se opta por este material para exhibir objetos de valor por su aspecto distinguido.
  • Roble. Es una madera con clase. Sus terminaciones suelen ser de gran calidad. Su resistencia y su estética te conquistarán.
  • Paduak. Es un material exótico, que está entrando con fuerza en el mundo de la decoración. Te encantará su color anaranjado, tan distinto a otros más tradicionales. Dará un toque original a la estancia.
  • Nogal. Es muy resistente y su color chocolate contrastará muy bien con los tonos neutros o incluso con el blanco. Suele trabajarse muy bien, para darle una forma atractiva.
  • Caoba. Es muy utilizada por su resistencia y también por sus color rojizo, es perfecta para los climas más húmedos.
Habitación

Una de las ventajas de las repisas es que ayudan a tener la casa más ordenada.
(Fuente: Skdesign: 46059609/ 123rf.com)

¿Qué tipos de repisas existen teniendo en cuenta su forma?

Otro aspecto que te interesa valorar es el tipo de repisa que necesitas teniendo en cuenta su forma. Al tratarse de un objeto decorativo y al mismo tiempo funcional, debes tener en cuenta su diseño. Este debe ser práctico, pero también estético. En el siguiente listado conocerás las principales opciones, te ayudará a tener más clara tu elección final.

  • Repisa flotante. No cuentan con ningún soporte a la vista, ya que es interno. Dan sensación de amplitud y no recargan la estancia. Eso sí, no soportan demasiado peso.
  • Repisa piramidal. Se trata de un modelo con forma de triángulo con varias repisas en su interior.
  • Repisa con cajón. En la parte de arriba se encuentra la repisa y en la de abajo hay un cajón. Es muy útil porque cumple a la perfección con esas dos características que mencionábamos, es decorativa y funcional. En el cajón puedes guardar lo que desees, mientras que en la repisa puedes colocar algún adorno. Por su diseño soporta bastante bien el peso.
  • Repisas movibles. Cuentan con una especie de base que va anclada a la pared en vertical. En dicha base se pueden colocar de diferentes manera las repisas. La instalación no es definitiva, sino que se pueden mover, de ahí su nombre.
  • Repisas de baño. Suelen ser de cristal transparente y en muchos casos se colocan sobre el lavabo, debajo del espejo. Sin embargo, hay otros modelos diferentes, por ejemplo, con colgador para toallas. También se utilizan otros materiales, además del mencionado.
  • Repisa empotrada. Es aquella que se coloca en un hueco entre dos paredes, en muchos casos son de obra. Hubo un tiempo en el que se utilizaban bastante, en la actualidad es una opción menos empleada, por lo que es más original.
  • Repisas con formas originales. Son aquellas que destacan por un diseño diferente, más allá de un estante colocado de manera vertical.
jarron

La repisa piramidal se trata de un modelo con forma de triángulo con varias repisas en su interior. (Fuente: Maximkabb: 40754441/ 123rf.com)

¿Qué precauciones se deben tomar al colocar las repisas?

Una repisa es un objeto totalmente seguro, siempre que se sigan las instrucciones de uso. En primer lugar, se debe instalar de la forma indicada. Utiliza los soportes y el material que recomienda su fabricante. Además, debes colocar el estante en un lugar en el que no exista riesgo de golpearse accidentalmente con él. Es especialmente importante si hay niños en casa.

Por supuesto, no debes cargar la repisa más del peso recomendado. Todos los objetos deben colocarse de manera segura. Comprueba que si hay mucho aire no resbalarán por accidente. Si los colocas sobre la cama, extrema las precauciones. No debes golpearte al levantarte y debes estar seguro de que nada caerá durante la noche, aunque se golpee la pared.

Aldo VegaDecorador

"Las plantas y flores siempre ayudan a darle un toque fresco a la decoración. Por ello son el complemento perfecto para cualquier repisa".

¿Cómo se instalan las repisas con soporte oculto?

Existen dos tipos de soportes para repisas: oculto y visible. En el primer caso, el soporte quedará oculto en la pared como su nombre indica. Debes realizar en la pared tantos agujeros como herrajes tenga la repisa. Después, introducir en cada uno un taco y un soporte. Este último también se introduce en el estante. Es un sistema seguro, siempre que no se sobrecargue.

¿Cómo debes colocar las repisas con soporte visible?

En el soporte visible la sujeción forma parte del exterior de la repisa. Debes tener en cuenta que en repisas de menos de un metro puedes colocar dos únicos soportes. Pero si mide más, utiliza al menos tres, evitarás que se doble por el medio. En este caso, se fija la tabla al soporte y luego este a la pared. Dependiendo del modelo, puede hacerse al revés.

¿Cuáles son las ventajas y desventajas de las repisas?

Sin duda, ya conoces un sinfín de aspectos interesantes de las repisas. Incluso has descubierto los modelos mejor valorados del mercado. Pero antes de analizar los últimos criterios que tendrás que tener en cuenta, queremos mostrarte algo más. Nos referimos a las principales ventajas y desventajas que tiene este tipo de mobiliario.

Ventajas
  • Ayudan a tener la casa más ordenada
  • Hay muchos modelos diferentes
  • Existen opciones bastante económicas
Desventajas
  • No soportan mucho peso
  • Necesitan instalación

Criterios de compra

Nos acercamos ya a la conclusión de esta guía de compra. Pero todavía hay ciertos aspectos que queremos mostrarte. Es importante que no pases por alto ninguno de ellos, ya que son claves para realizar la mejor compra posible. Debes tenerlos presentes en el momento de tomar la decisión final. Si así lo haces, el éxito estará prácticamente garantizado.

  • Uso
  • Diseño
  • Espacio
  • Peso
  • Cuántas comprar

Uso

Lo primero que debes determinar es el uso que le darás a la repisa. Ten en cuenta que si quieres colocar objetos algo pesados tendrás que comprobar que los soporta. Si vas a usarla para libros o marcos, es mejor en forma de U. Analiza la estancia en la que quieres poner el estante porque hay algunos modelos que son específicos para una habitación concreta.

Sala de estar

Una repisa es un objeto totalmente seguro, siempre que se sigan las instrucciones de uso. (Fuente: Francesca Tosolini/ Unsplash.com)

Diseño

El diseño de tu repisa es importante. Aunque es un mueble que puede ser funcional, la estética siempre tiene su valor. Debe combinar con la decoración del resto de la estancia, aunque no es necesario que sea del mismo color o estilo. Si apuestas por una estética más original, valora si encajará con el cuarto en el que la vas a colocar.

Espacio

Es importante que midas bien el espacio con el que cuentas para colocar la repisa. Ten en cuenta cuando realices este tipo de mediciones la apertura de puertas, ventanas o muebles. Como ya has visto, debes colocar la repisa a una altura y en un lugar que sean totalmente seguros. Evitarás pequeños accidentes o sustos de mayor consideración.

Peso

El peso que soporta la repisa también es un aspecto que debes valorar. Ten en cuenta que una repisa con fijación oculta puede aguantar un peso de entre tres y quince kilos. Por otro lado, en una que cuente con soporte visible puedes colocar pesos que van desde los 10 kilos a los 35 kilos. Por supuesto, siempre debes tener en cuenta las instrucciones del fabricante.

Cuántas comprar

Cuando vayas a comprar tu repisa debes tener claro el número que necesitas. Piensa que una sola puede verse escasa.en una pared de gran tamaño. En decoración existe la llamada regla del tres o de los impares. Se basa en que está demostrado que el cerebro humano percibe de forma más atractiva composiciones de tres elementos o impares.

El motivo es porque tres es el número más bajo que asimila como patrón. Por supuesto, puedes utilizar un número par de estantes. Pero ten en cuenta lo comentado. Conseguirás una composición que, como has visto. será más atractiva. Además, también puede servirte si solo cuentas con una repisa a la hora de colocar los elementos decorativos.

Resumen

Sin duda, las repisas son un gran recurso decorativo. Resultan muy prácticas, ya que te ofrecen un espacio de almacenaje interesante. Pero también es una manera de decorar las paredes de cualquier habitación de la casa. Es una forma de realzar algún objeto decorativo o una fotografía que para ti sea especial por cualquier razón.

Como has visto en esta guía, hay una serie de cuestiones que debes analizar para hacer la mejor compra. Por ejemplo, la forma de la repisa o el material con el que está fabricada. También el peso que soporta o las medidas del espacio en el que la quieres situar. Además, puedes colocar el número de repisas que desees, pero mejor siempre una cifra impar.

¿Te ha parecido interesante el contenido de esta guía de compra? Si es así, compártela en tus redes sociales. Pero antes, déjanos un comentario.

(Fuente de la imagen destacada: Maximkabb: 40740752/ 123rf.com)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Como madre de familia disfruto descubriendo nuevos productos para el hogar y escribiendo sobre ellos para que otros también los conozcan. Mi prioridad es ayudarte a seleccionar el mejor artículo posible. ¿Me acompañas?