limpieza
Última actualización: 13 julio, 2021

Nuestro método

4Productos analizados

45Horas invertidas

13Artículos evaluados

215Opiniones de usuarios

La bayeta es un objeto que vemos todos o casi todos los días, ya sea para limpiar, secar, recoger algo que se nos haya derramado, etc. Sin embargo, no le prestamos demasiada atención al hecho de emplear la bayeta idónea en el momento correcto.

Aunque pensemos que cualquier bayeta nos es útil, cada bayeta está creada para una función determinada. Por ello, podemos encontrar diversas características que hacen que el empleo de la bayeta dé un mejor resultado según la superficie o el uso que le demos.




Lo más importante

  • Aunque no lo consideremos, la bayeta resulta un utensilio de gran necesidad e importancia en nuestro hogar. Es algo que nunca suele faltar y es a lo primero que acudimos para limpiar.
  • Es variada la composición que suele presentar una bayeta. Aunque a primera vista todas parezcan iguales, sus propiedades son diferentes.
  • Las superficies sobre las que usamos las bayetas son muy diversas. Esto hace que su utilización varíe dependiendo de donde la usemos.

Las mejores bayetas del mercado: Nuestras recomendaciones

Existe una inmensa variedad de modelos de bayetas que nos hace difícil saber cuál elegir. Esto hace que, en muchas ocasiones, cojamos cualquiera y al final nos dé un resultado no deseado. A continuación, queremos evitarte pensar en ese problema exponiendo algunos ejemplos de las mejores bayetas según sus finalidades.

La mejor bayeta contra el polvo

Destaca esta bayeta de microfibra para combatir el polvo. Su tejido de fino grosor es suave para mantener el cuidado de la superficie por donde la empleamos. Resulta adecuada para el uso con productos químicos.

Una de la característica a resaltar de esta bayeta es la duración del uso que muestran. Diversas opiniones de clientes aseguran que soportan numerosos lavados, ofreciendo nuevamente un resultado óptimo.

La mejor bayeta para cristales

Para el limpiado de los cristales siempre es aconsejable el uso de bayetas de características especiales que eviten daños en este material. Una de estas peculiaridades es la forma en relieve que presenta en el tejido esta bayeta para el cuidado en la pasada.

Echa de microfibra, es una de las favoritas en el empleo del lavado del cristal, al mostrar un gran poder de limpieza. Cuenta con acabados perfectos y reluciente.

La mejor bayeta de secado

La composición de esta bayeta es 80 % poliéster y 20 % poliamida. Este material hace que su pasada sea fácil de realizar. Como propiedad, destaca la rápida absorción y su facilidad de escurrir, evitando la necesidad de realizar excesivas pasadas.

Que una bayeta seque rápidamente y sea cómoda de usar, es una de los principales aspectos que buscamos. Queremos que el tiempo de limpieza sea el menor posible. Es por eso que esta es la bayeta perfecta para ello.

La mejor bayeta por su relación calidad - precio

Es un pack de 8 bayetas con un 100 % de microfibra de la marca Vileda.  La calidad del material que la compone permite una limpieza más profunda, acabando con la suciedad más intensa que nos podamos encontrar.

Con la variación de bayetas y colores que encontramos dentro del set, podemos destinar cada una de estas bayetas a una función determinada. Es un buen método de organización y de ahorro a la vez, mostrando una perfecta combinación entre calidad de limpieza y el precio que presenta.

Guía de compras: Lo que debes saber sobre la bayeta

Sabemos que la bayeta es un elemento presente prácticamente en todos los hogares. Sin embargo, es considerada como un simple trapo que utilizamos para limpiar. Pero, ¿sabes realmente qué bayeta es la adecuada o más conveniente para cada proceso de limpieza? A continuación, te exponemos varias cuestiones sobre las bayetas para un mejor entendimiento y uso de estas.

limpiando baño

Tenemos que conocer las propiedades correctas de las bayetas para usar en determinadas superficies más delicadas. (Fuente: AlexRaths: 509278027/istockphoto)

¿Por qué comprar una bayeta?

El uso de la bayeta es imprescindible en nuestros hogares. Siempre habrá algo que queramos limpiar o recoger y necesitemos de un paño para ello. Es por esto que tener una bayeta es algo que nunca está de más y de la que podemos echar mano en cualquier momento. En especial, para el continuo cuidado de nuestra casa.

La bayeta es una tela diseñada para las labores de limpieza, por lo que presenta propiedades determinadas para dicha función. No será lo mismo emplear un pedazo de papel de cocina que una bayeta para limpiar la mesa después de comer. El resultado, sin duda, será muy distinto, siendo la característica tela de la bayeta la que dé mejor resultados. Además, el hecho de que podamos humedecerlas, hace que podamos limpiar superficies no resistentes al exceso de agua.

¿Qué tipos de bayetas existen?

Son varios los tipos de bayetas que podemos encontrar. Estas se caracterizan por la relación entre el material con el que están hechas y la función para la que se emplea.

  •  Bayetas para quitar el polvo y la suciedad: Son las más comunes en el uso diario. Para esta acción, las más recomendables son las bayetas de microfibras o de fibra sintética. Este material arrastra más fácilmente la suciedad sin dejar a su paso ningún hilo o pelusa suelta. Del mismo modo, resultan fáciles de lavar teniendo a su vez un escaso desgaste en comparación con otras.
  • Para secar: Son más usadas para la limpieza con productos químicos o la recogida de líquidos. Para estos momentos de secado, son recomendables las bayetas que muestren una gran capacidad de absorción. La mejor opción serían las bayetas de tejido sintético. Aseguran una pasada más limpia.
  • Bayetas para escurrir: Estas bayetas son usadas principalmente en labores de cocina, para el secado continuo de los cubiertos. Las bayetas de rejillas, principalmente de algodón, son las más recomendables para esta acción. Se trata de una tela con buena absorción y a su vez de secado rápido.

¿Qué superficies se pueden limpiar con la bayeta?

Con la bayeta podemos limpiar todo tipo de superficies. Lo que debemos tener en cuenta es qué clase de superficie vamos a limpiar, ya que dependiendo de esta tendremos que usar un tipo de bayeta u otra.

En las superficies más habituales como la madera, piedra, cerámica o cristal es normal emplear bayetas de microfibra o de fibra sintética. Las propiedades de estas recogen mejor la capa de suciedad. También es habitual el uso de bayetas de algodón, aunque estás pueden dejar cierto resto de pelusilla.

Por el contrario, para superficies muy grasas, es mejor evitar las bayetas de microfibras. Estas retienen bien la grasa, pero no aclara la superficie por completo. Además, a la hora de limpiar la bayeta, resultaría más complicado.

¿Cómo usar la bayeta?

Dependiendo de la zona que queramos limpiar, usaremos la bayeta de manera diferente. En el caso de querer limpiar únicamente el polvo, simplemente se ha de pasar esta por la zona, barriéndolo. En el caso de querer centrarnos en zonas con una suciedad más intensa, la bayeta se humedece con agua o algún químico. A continuación, se pasaría la bayeta por la zona sucia frotando en varias pasadas.

En el caso de querer emplearla para secar, simplemente se pasará por la zona húmeda varias veces para quitar el exceso de agua. Escurrimos la bayeta y la volvemos a pasar para asegurar la sequedad de la zona.

¿Cómo limpiar y desinfectar una bayeta?

Sin duda, la bayeta resulta un foco de bacterias después de varios usos, en especial si solemos dejarla húmeda. Por ello, para poder reutilizarla con la mayor eficacia como en el primer día, debemos limpiarla para eliminar cualquier rastro de germen en ella.

Lo más habitual es meterlo en la lavadora a una temperatura elevada. Otro método es meter la bayeta en un recipiente con agua dentro del microondas y calentarlo durante unos minutos. Esto, al igual que la lavadora, eliminará los gérmenes presentes en este.

Por último, también podemos dejar reposar la bayeta sucia durante unas horas en agua caliente y lejía. Aunque este método se emplea para darle un lavado no tan intenso, no se limpiará igual que con los otros remedios.

Lo más importante será el secado. Si la bayeta queda húmeda esto puede provocar nuevamente la aparición de bacterias.

¿Qué formato de bayetas hay?

  • La tradicional y más habitual es la bayeta cuadrada a modo de paño. Es un formato  adecuado con un tamaño estándar perfecto para limpiar sin demasiadas pasadas. A su vez, se puede doblar haciéndola más pequeña para adaptarla a la zona.
  • Por otro lado,  encontramos las bayetas que vienen colocadas a modo de rollo. En este caso, uno mismo es quien decide el tamaño que quiere darle a la bayeta. Solo se ha de cortar como si se tratara de un rollo de papel.
  • Actualmente podemos encontrar incluso bayetas que vienen incorporadas en pequeños mangos. Estos tipos hacen posible llegar a zonas más difíciles de acceder.

regadera con bayeta

Siempre que una bayeta se moje, debemos preocuparnos en que seque bien y no quede húmeda. (Fuente: Deepblue4you: 840862502/ istockphoto)

Criterios de compra

En el momento de decidir el tipo de bayeta a comprar, debemos tener en cuenta ciertos factores que nos ayuden a escoger aquella con la que conseguiremos el resultado deseado. No todas las bayetas son iguales, por lo tanto, no todas podemos usarlas para lo mismo o de igual modo.

Material

Al tratarse de un producto de limpieza empleado en diferentes elementos, es normal que su composición sea distinta según su función final. En el caso de la bayeta, dependiendo de su material, estas aportarán unas características determinadas u otra para. No será muy práctica la elección para el limpiado de una superficie grasienta emplear una bayeta hecha de microfibra destinada a la limpieza del cristal.

Es por ello que el conocimiento del material resulta un criterio de gran importancia. Debemos saber cuáles son las propiedades de cada una y para qué podemos emplearla.

Grosor y absorción

El cuerpo que la bayeta resulta ser también un elemento crucial. A la hora de limpiar, son diferentes las cantidades de suciedad o polvo que nos encontramos. En el caso de cantidades mayores a limpiar será más aconsejable una bayeta con un grosor mayor. Así, en el momento de su pasada por la superficie, esta puede recoger más que si pasamos una de grosor más fino.

Por su parte, la característica de absorción se tendrá en cuenta en el momento que queramos emplear la bayeta para recoger sustancias más líquidas. A mayor cantidad de sustancia a recoger, mayor será la capacidad de absorción, evitando así realizar muchas pasadas.

chica limpiando vidrio

Recuerda que para limpiar los cristales, es aconsejable el uso de una bayeta determinada que eviten cualquier daño en este tipo de superficie. (Fuente: CasarsaGuru: 628517790/ istockphoto)

Cantidad de bayetas por pack

A la hora de realizar nuestra compra, siempre nos inclinamos por la elección más práctica. En este caso, el interés por comprar paquetes en los que vengan varias bayetas resulta más útil que si compramos una sola bayeta. De este modo, nos aseguramos tener recambios en el caso de tener que prescindir de la que estábamos usando.

Del mismo modo, la incorporación de bayetas de diferentes colores en un pack, nos puede servir para emplear cada bayeta de un color determinado para una función o superficie determinada. Nos puede ayudar a organizar nuestro material de limpieza.

Reutilizable

Este hecho resulta de gran utilidad para un continuo uso de la bayeta. Podemos usar una bayeta cuantas veces queramos hasta que veamos que es hora de remplazarla. Para ello, solo debemos limpiarla para quitarle el exceso de suciedad, los gérmenes acumulados y vuelta a empezar.

Sin duda, es una de las principales características a tener en cuenta en el momento de realizar la compra. Claro está que, dependiendo de la bayeta y el uso que le demos, unas podrán durar más o menos tiempo.

Limpiar Secar Escurrir
Material Fibra sintética y microfibra Fibra sintética y microfibra Algodón
Absorción Baja capacidad de absorción Alta capacidad de absorción Alta capacidad de absorción
Precio A mayor calidad y capacidad de la bayeta, mayor precio. A mayor calidad y capacidad de la bayeta, mayor precio. Suelen venderse en formato pack y es barata.

Resumen

Por lo general, tenemos que ser un poco selectivos a la hora de comprar una bayeta. Si lo hacemos bien, el resultado que queremos obtener al emplearla será el esperado o incluso mejor. Cada bayeta está diseñada para una función determinada. Debemos conocer sus características y así saber cuál usar según la situación.

No te conformes con cualquiera que te permita realiza una limpieza moderada. Escoge aquella con la que alcances, sin ningún esfuerzo, la mejor limpieza posible. Deja un comentario si este artículo te ha servido de ayuda. No dudes en compartirlo en redes sociales.

(Fuente de la imagen destacada: andreypopov: 122929342/ 123rf)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Evaluaciones